Cómo Aumentar la Testosterona y Por Qué Necesita Mantenerla Alta

La testosterona alta es buena para la salud, desde los músculos hasta el corazón: descubra la dieta a seguir para evitar que sea demasiado baja.

La testosterona alta, la principal hormona masculina, es una excelente señal para la salud, por eso siempre nos preguntamos cómo aumentarla con nutrición u otras soluciones. No todos lo saben, pero además del efecto beneficioso de aumentar la libido, un alto nivel de testosterona ayuda a mantener los músculos fuertes, el sistema esquelético y el sistema circulatorio, incluido el corazón. Además, estimula el metabolismo, mejora la concentración y la memoria, mejora el estado de ánimo y la calidad del sueño.

Las causas de baja testosterona

La testosterona, producida principalmente por los testículos, a partir de los 30 años de edad comienza a disminuir y con esto comienza el lento proceso de envejecimiento.

 Afortunadamente, hay varias formas de mantener altos los niveles de testosterona. Aquí están los más efectivos, según lo sugerido por Joseph Mercola, un médico especializado en nutrición y medicina natural y autor de numerosos libros, incluido Io non mi sick (ediciones Macro) en el que trata este tema.

Como aumentar la testosterona con nutrición

1 – Coma más verduras crucíferas

El crucífero, es decir, el brócoli, el repollo, la coliflor, las coles de Bruselas reducen el efecto inhibidor del estrógeno en la producción de testosterona. Entonces, comience a introducir estos vegetales en su dieta diariamente para proteger sus niveles de testosterona.

2 – Rellenar en Omega 3

El cortisol, una hormona que se libera cuando el cuerpo está bajo estrés o inflamado, inhibe la producción de testosterona. Tomar más Omega 3 ayuda a mantener el estrés y, por lo tanto, la producción de cortisol bajo control, en beneficio de la testosterona. La fuente de Omega 3 es el pescado azul como sardinas y anchoas, salmón, caballa y nueces.

3 – Toma más zinc para aumentar la testosterona

El zinc es un mineral esencial, es decir, no es sintetizado por nuestro cuerpo, pero es necesario para la actividad metabólica de 300 enzimas, así como para regular la producción de células T o linfocitos (sistema inmunitario) y testosterona. Para evitar la deficiencia de zinc, suplemente la dieta con mariscos, cangrejos, langostas, ostras, carne de res, mejillones, semillas de calabaza, espinacas y anacardos.

4 – Reduce el alcohol, la causa de la baja testosterona

El alcohol contenido en vino, cerveza y licores inhibe la producción de testosterona. Además, al afectar negativamente la función hepática, donde la testosterona se transforma en estrógeno, el alcohol altera el equilibrio entre el estrógeno y la testosterona. Así que reduzca su consumo de alcohol a medio vaso de vino tinto al día y una cerveza el fin de semana.

5 – La vitamina D es un excelente suplemento de testosterona

La vitamina D tiene un efecto protector sobre la testosterona, limita su conversión a estrógeno. Para llenarlo, permanezca al aire libre, exponerse al sol y posiblemente tomar un suplemento alimenticio de vitamina D.

6 – Coma alimentos ricos en selenio

El selenio es un mineral esencial para la fertilidad masculina y juega un papel vital en la producción de testosterona. A menudo carece de nuestras dietas, así que trate de comer más hígado, papas, mariscos y nueces para proporcionar a su cuerpo la cantidad adecuada.

7 – Mantenga el colesterol bueno alto

El colesterol bueno, DHL, ayuda a la síntesis de testosterona. Y los altos niveles de colesterol bueno no son perjudiciales, por el contrario. Entonces, si no tiene grandes problemas de colesterol alto (LDL), tome huevos, pollo, aceite de oliva, mantequilla y frijoles sin problemas.

8 – La vitamina K2 es un excelente suplemento de testosterona

Junto con la vitamina D, K2 estimula la producción de testosterona. Tome un suplemento alimenticio para aumentar fácilmente sus niveles con una solución natural.

9 – No hagas dietas demasiado restrictivas

Una dieta baja en carbohidratos puede disminuir la producción de testosterona en gran medida. Lo mismo ocurre con las dietas bajas en grasas, necesarias para producir hormonas. Además, la grasa es una sustancia necesaria para transportar y absorber las vitaminas liposolubles A, D, E y K, dos de las cuales (D y K) son esenciales para mantener altos niveles de testosterona.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *